Cómo mimar a tus clientes con 10 detalles imprescindibles

Cliente bien atendido, cliente que seguramente repita en próximas visitas. Una regla básica para cualquier establecimiento hotelero, ¿verdad? Pero ¿qué es lo que más valoran los clientes cuando visitan tu hotel? Más allá de la higiene, la comodidad de la cama o la amplitud de la habitación hay pequeños detalles que pueden ayudarle a que disfruten de una visita redonda. Te damos algunas pistas.

Como bien sabes páginas como Tripadvisor o Booking son imprescindibles a la hora de adivinar y gestionar las valoraciones de tus clientes sobre tu hotel. También las reseñas de Google, los comentarios en redes sociales y las opiniones en Facebook, la que aún hoy en día sigue siendo la red social líder en marketing.

Nos centramos en aspectos tales como la pulcritud de la habitación, la amabilidad del personal, que el baño esté especialmente cuidado y limpio, que la cama sea cómoda o que no hayan demasiados ruidos, entre otros muchos puntos valorables pero ¿y los pequeños detalles? ¡esto cuenta y mucho!

10 detalles para habitaciones de hoteles

Bebida bienvenida. No cuesta nada premiar su bienvenida con una bebida gratis y no que tengan que pagar todo lo que escojan de la nevera. A cuánto más presupuesto, mejor el detalle como por ejemplo una botella de cava.

Tener en cuenta aspectos específicos de cada cliente. Con un software para hoteles como Hotelgest podrás almacenar perfectamente información extra pero imprescindible sobre tu cliente: si llevan niños, si precisan habitaciones sin muchas barreras arquitectónicas, mobiliario adecuado.

Toallas bien presentadas. Preséntales las toallas bien empaquetadas con un lazo alrededor y encima de las camas para que tengan la sensación de las estrenan ellos. Les va a encantar.

Utensilios del baño. Un detalle para habitaciones de hoteles que no debe faltar es que les regales  un paquete con utensilios de baño como gorritos de ducha, peine, esponja… aparte del clásico champú y gel.

Bombones y caramelos. ¿Qué tal obsequiarles con bombones o caramelos en la mesita de noche o en la almohada? detalles en habitaciones de hoteles como estos marcan la diferencia.

Una guía del lugar. Hazles su visita más fácil, ¿cómo? Con una guía del lugar para que puedan adivinar qué ver, cómo desplazarse, qué lugares de interés hay muy cerca, un mapa…

Descuentos para visitas. Puedes gestionar descuentos con espectáculos o museos cercanos y que su visita a tu hotel le facilita una visita algo más económica a estos lugares de interés.

Un olor especial. El olor es esencial, y este es un detalle importantísimo. Opta por incluir en tus habitaciones ambientadores de recambio o automáticos que renuevan el olor cada equis tiempo por la estancia.

Niños pequeños. Si sabes que tus clientes viajan con niños pequeños, puedes incluir algún bloc de dibujos y pinturas como sorpresa para los pequeños. Un detalle que les encantará a los niños y conquistará a los padres.

Calefacción o aire acondicionado en marcha. En los días de más calor o frío del año, puedes optar por encender la calefacción o el aire acondicionado unos minutos antes de su llegada (si sabes cuándo van a hacerlo) para que disfruten de una habitación más confortable en su llegada.