La gestión postventa o de quejas de hoteles es una de las cuentas pendientes de numerosos establecimientos hoteleros. Y es que lidiar con los huéspedes no siempre es fácil y puede resultar en un desgaste constante para el personal de atención al cliente del hotel. Para pevenir estas situaciones y atajar las que surjan, lo mejor es seguir determinadas pautas que queden retratadas desde mucho antes de la estancia.

Instagram es la principal red social. De hecho, son muchos los expertos que dicen que Instagram es “el nuevo Facebook” pues es donde están la mayoría de personas actualmente y por donde suelen compartir las cosas más relevantes de su vida. De esta forma, no es nada novedoso que el uso de instagram en los hoteles sea una prioridad para dar a conocer las opciones de alojamiento que se proponen.

La era digital trae consigo el facilitar los procesos, tanto de quienes producen como de quienes lo consumen, y en el caso de las web de hoteles, amerita un especial cuidado tanto para quienes las gestionen como para quienes hagan uso de ellas. En el 2019 la meta es lograr canalizar la mayor posibilidad de pasos a través de ella para que los procesos de reservas y de estancia en el modelo de hostelería escogido sea placentero.